10 espacios naturales protegidos que no imaginabas en Almería

Preservar un espacio natural ya sabemos que es de suma importancia para proteger su ecosistema y para no modificar el nuestro

Las distintas administraciones públicas han creado a lo largo de los años distintas figuras de protección que hemos de tener en cuenta siempre que visitemos un espacio protegido. Hay muchos más, pero estos son 10 de los espacios naturales protegidos en Almería.

1. Parque Natural Marítimo-Terrestre de Cabo de Gata-Níjar

Fue el primer espacio marítimo-terrestre protegido en Andalucía y esta declaración tuvo lugar en el año 1987. Es uno de los espacios naturales españoles que cuenta con mayor número de figuras de protección por la diversidad geológica, antropológica, ecológica, histórica y paisajística que presenta. De origen volcánico, es además uno de los paisajes más áridos de Europa. Incluye diferentes reservas protegidas tanto marinas como terrestres únicas en el continente. Con 37.500 hectáreas terrestres y 12.012 hectáreas marinas, es un lugar predilecto tanto para almerienses como visitantes, que lo eligen por sus playas y paisajes.

2. Paraje Natural del Desierto de Tabernas

Ocupa una extensión de 280 kilómetros cuadros al norte de la capital y es otro de los entornos almerienses que cuenta con gran número de protecciones por su orografía y geomorfología, por sus endemismos locales de flora y fauna, y por ser un paisaje cultural en el que la humanidad ha ido dejando su huella a lo largo de la historia. Además, es el único desierto de Europa declarado como tal y es el mayor plató del western y del spaghetti-western de todos los tiempos.

3. Paraje Natural de Sierra Alhamilla

Paraje Natural desde 1989 con una superficie de 8.500 hectáreas. Linda con el Paraje Natural del Desierto de Tabernas, de ahí que muchos confundan ambos entornos naturales, aunque este presenta algunas diferencias, sobre todo en su orografía y ecosistemas. La creación de este sistema montañoso tiene su origen también en la actividad volcánica y cuenta además con otras certificaciones de protección por su relevancia ecológica. Sus aguas termales, que llevan brotando hacia la superficie desde el interior de la tierra desde hace siglos, han hecho que diferentes civilizaciones, como la islámica, hayan utilizado estas montañas como lugar de residencia. Aunque también es escenario de películas como, por ejemplo, Exodus, y de multitud de anuncios de televisión, este paraje no está tan desarrollado turísticamente.

Leer completo en MATADOR network